Saltar al contenido

Los licores y aguardientes aragoneses

10/06/2009

Los licores y aguardientes aragoneses fueron los protagonistas de la última charla que ofreció la Academia Aragonesa de Gastronomía en colaboración con el Ámbito Cultural de El Corte Inglés.

 

Juan Barbacil, académico y secretario de esta institución, conversará sobre la escasa presencia y elaboración actual de estos elaborados.
José Antonio Puyuelo, presidente de la Asociación de Sumilleres de Aragón y Manuel Costa de la destilería oscense Colungo formaron parte de la mesa redonda.

El miércoles día 20 de mayo de 2009,  la Academia Aragonesa de Gastronomía celebró una nueva sesión del ciclo dedicado a los alimentos escasos en Aragón. En esta ocasión, el tema fue “DEL ANÍS ESCARCHADO A LA GARNACHA DULCE. LA EVOLUCIÓN DE LOS LICORES EN ARAGÓN”, y tuvo como objetivo defender la elaboración y la recuperación de los elaborados de licores y aguardientes en Aragón.

Juan Barbacil, académico y secretario de esta institución fué el encargado de defender este asunto y estuvo acompañado por José Antonio Puyuelo, presidente de la Asociación de Sumilleres de Aragón y propietario junto a su familia del restaurante La Matilde y por Manuel Costa, propietario de la destilería oscense Colungo.
Con esta charla termina este segundo convenio de colaboración entre la Academia y El Corte Inglés y ya están trabajando y proyectando el tercer convenio.

Más información
Con el propósito de recuperar algunos de los productos más ricos y emblemáticos de Aragón y de su puesta en valor a través de la alta cocina y sus chefs, la Academia y Ámbito Cultural de El Corte Inglés organizan ocho mesas redondas -una cada mes- que tendrán como protagonistas alguno de esos productos y de las gentes que los conocen, cuidan, recolectan o elaboran para ayudar a conseguir unas señas de identidad aragonesas propias.

Con el epígrafe “Ocho productos “escasos” en la gastronomía aragonesa”. La Academia Aragonesa de Gastronomía por la recuperación e incorporación a la alta cocina de productos aragoneses emblemáticos, a partir del próximo miércoles día 15 de octubre y durante todo el curso 2008 – 2009 diferentes académicos debatirán sobre ellos.

Constituye tarea primordial de la Academia Aragonesa de Gastronomía el conocimiento y defensa de la gastronomía tradicional y popular tratando de investigar la posibilidad de que exista una especial definida como aragonesa, tópica o no, que pueda incluso convertirse  en una “seña de identidad” nuestra, pero utilizando estos conceptos como punto de referencia para analizar la cocina de señores y burgueses, que introducirá modos que el pueblo copiará dentro de sus posibilidades en un eterno proceso imitativo que se repite constantemente, aunque sea evidente la imitación de usos e ingredientes foráneos. 
 
Las modas que se introduzcan en el hogar, asadores, sartenes, ollas y pucheros y en la mesa y su servicio y los modos de comer y beber que resulten de la actividad culinaria de los señores, se imitarán por la burguesía y por el pueblo, especialmente en lo relativo a la celebración de las fiestas, con excesos notorios muy apetecidos. Cazos, ollas, sartenes o niebleros pasarán a formar parte de expresiones y acciones diarias de las gentes, que convertirán la cocina, por encima del comedor, en la pieza más importante de la casa.